Blogia
LOS ESCRITOS DE DISCÓBOLO

"NASÍA PARA KAPÁ"

"NASÍA PARA KAPÁ"

La pared del salón de la moza en cuestión

Anoche fui a visitar

a mi mujer preferida,

de todos muy conocida,

feminista radical,

talibán sindicalista,

enamorada de Marx.

 

Nos pusimos a cenar,

y antes de irnos a la cama

ella se quiso duchar.

Y yo, con mi caradura,

miré por la cerradura

aquel cuerpo sensual.

 

Cuando se quitó el vestido

me quedé tan sorprendido,

yo diría anonadado.

Tenía, de lado a lado,

entre el pubis y el ombligo,

un letrero tatuado.

 

Aquel letrero decía,

con muy mala ortografía:

“Nasía para kapá”.

No me quiero ni acordar

que aún me tiemblan las canillas

y me cuesta respirar.

 

Sentí temor angustiado

de ver mi escroto cortado

por su tijera afilada,

o quizá por las espadas

samurais con que adornaba

la pared de su morada.

 

Corrí hacia el ascensor,

pero, antes que viniera,

bajé por las escaleras,

escalones, dos a dos,

hasta meterme en mi coche

que no quería arrancar.

 

Es que no podía pensar,

y con tanta agitación,

quise arrancar el motor

con la llave del buzón.

En menuda situación

me metí yo por salido.

 

Ahora estoy arrepentido

y me he dicho: “por mi bien,

me quedo con mi mujer,

no lo dudo ni un momento,

porque estoy viejo y cansado

y no quiero un escarmiento”.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres