Blogia
LOS ESCRITOS DE DISCÓBOLO

Política

CHEROKI A LA TRENA

CHEROKI A LA TRENA

 

 

 Espero que te pudras detrás de las rejas;

ahora sólo deseo que el siguiente en hacerte compañía sea De Juana Chaos.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

LEY DE LA MEMORIA HISTÓRICA

LEY DE LA MEMORIA HISTÓRICA

 

 

Yo creo que, con Fernando VII, Zapatero ha sido uno de los mandatarios más nefastos y que más daño le han hecho a España en toda la historia de esta nación. No contento con eso ahora quiere poner la puntilla con la Ley de la Memoria Histórica. ¿Qué tontería es esa? Después de setenta años quiere dar honores a republicanos asesinados por Franco y quitar de las ciudades españolas todo lo que haga referencia al “bando nacional”.

 

Señor Zapatero, no sé quién le ha contado lo que pasó en aquellos años, porque miembros de una misma familia fueron asesinados por los dos bandos, y supongo que la familia estará contenta con la Ley por sus muertos republicanos, pero no tanto por los nacionales a los que los republicanos le dieron el famosos paseíllo y jamás se supo de ellos. Señor Zapatero, una inmensidad de muertos en aquellos tiempos no fueron asesinados por sus ideales, sobre todo los que vivían en pueblos pequeños y fueron alistados en el Ejército que ocupó su tierra. Sin ir más lejos, dos hermanos de mi madre defendían la ciudad de Málaga, mientras otros dos la atacaban.

 

En una cosa estamos de acuerdo, hay que quitar todo vestigio del franquismo, que tanto daño hizo a los españoles, pero seamos equitativos, justos y coherentes, y hagamos lo mismo con todo lo que recuerde a la “Santa Inquisición”, a los Reyes Católicos que la impusieron y a todos los siguientes. Destruyamos las iglesias, las catedrales y todo lo que recuerde lo que pasó; no olvidemos a la cantidad de españoles que fueron torturados y quemados vivos. Empecemos por la de León, La Sagrada Familia, Toledo, Burgos, y, por supuesto, dinamitemos el Valle de los Caídos.

 

Y podemos retroceder más aún, derribemos el Acueducto de Segovia, las calzadas que construyeron los romanos, ya que éstos nos invadieron y mataron o hicieron esclavos a miles de españoles; después seguiremos con la Alhambra, con la Mezquita de Córdoba, etc.

 

Quiera usted o no quiera, lo quiera hacer en honor de su abuelito o no, eso es parte de la Historia de España, que a veces ha sido gloriosa y otras, nefasta.

 

 

 

PULPO TENÍA RAZÓN

PULPO TENÍA RAZÓN

 

Hace sólo dos días, Pulpo se quejaba de la estancia de Tropas españolas en el extranjero; él se refería a Líbano, pero las mismas circunstancias o peores se dan en Afganistán.

 

Hablaba de los “piraos” armados deseando ir al paraíso, y aquí ha aparecido uno que se ha llevado con él a dos militares españoles y ha herido a otros ocho.

 

No nos damos cuenta que no hay misiones de paz, que son territorios que están en guerra. A las misiones de paz no se va con armamento, además de que el Ejército no es una ONG.

 

Tampoco nos damos cuenta que la comunidad internacional sólo cuenta con España para que contribuya con su Ejército a las causas que normalmente sólo benefician a los Estados Unidos de América. Prueba de ello es la forma de arrastrarse de Zapatero para que nos admitan en la conferencia de los 20, lo que hemos conseguido gracias al presidente francés, que algún día pasará factura si no lo ha hecho ya.

 

Ahora se arregla todo con unas palabritas ensalzando a los militares y la Cruz al Mérito Militar.

 

ESPAÑOLITO DE SEGUNDA

ESPAÑOLITO DE SEGUNDA

 

 

Avión militar de transporte Hércules

 

Cuando mueren periodistas en cubriendo las noticias de los conflictos internacionales, como los señores Ortega, Souto o Anguita, por ejemplo, me indigno doblemente: primero por el hecho de que existan guerras donde muera gente, y, segundo, porque siempre que sucede algo que tenga un impacto mediático me doy cuenta que existimos dos clases de españoles.

 

Me pregunto: ¿por qué han tuvieron que ir que ir aviones militares a repatriar sus cadáveres? Estos señores estaban trabajando voluntariamente en el lugar del conflicto, me imagino que con un buen sueldo y un buen seguro de vida. Deberían ser sus empresas las que corrieran con los gastos del traslado, no las arcas del Estado.

 

Esto sin mencionar el patético caso de enviar un avión a Guantánamo para traer a un supuesto terrorista de Al-Qaeda, un “español” llamado Mohamed NoSéQué.

 

Poner en vuelo un avión de este tipo cuesta una cantidad muy importante, mucho más si los vuelos son transoceánicos o al Extremo Oriente, mientras que los soldados españoles que prestan sus servicios en Afganistán eran transportados por aviones contratados a empresas de bajo coste y, para más INRI, de países que no ofrecen ninguna garantía, y así pasa lo que pasó con el Yacolet.

 

No creo que exista un país en el mundo donde no resida un español, trabajando, claro; pero a esos cuando mueren no les hacen ni puto caso, porque no salen en los medios.

 

Mi padre murió en el extranjero, me dirigí al Ministerio de Asuntos Exteriores para pedir ayuda para la repatriación de su cadáver y su contestación fue que me buscara la vida. Eso sí, me facilitaron la dirección de una empresa que me haría los trámites necesarios previo pago de su importe.

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

RAZONES PARA NO SER DE IZQUIERDA

RAZONES PARA NO SER DE IZQUIERDA

 

 

Cuando era joven y empecé a enterarme de lo que era la política, a veces hablaba del tema con mi padre.

 

—Papá, creo que defiendes a la derecha porque “te tocó” en su bando, pero he oído que no hay nada más tonto que un obrero de derechas.

 

—Mira, hijo, es todo lo contrario. A ti qué más te da que el dueño de tu empresa se traslade en un Mercedes mientras tú lo haces en un SEAT. ¿O prefieres que vaya en zapatillas y tú descalzo? Lo que mejor funciona es el capitalismo. Gente que expone su dinero, para ganar más, sí, pero con eso consigue que los que han nacido sin un duro tenga la oportunidad de progresar en la vida, con su esfuerzo, naturalmente. Por favor, no seas nunca un tonto útil.

 

Naturalmente yo no me creía nada. Pensaba que eran unos explotadores y habría que quitarles el dinero por la fuerza y repartirlo. Todos hemos nacido de la misma forma y no tendría que haber diferencias.

 

Bueno, el mensaje no trata de ser un mitin político a favor de ninguna tendencia, que a estas alturas he comprendido que la única ideología es mantenerse en el poder a costa de lo que sea para seguir engordando la cuenta bancaria particular.

 

Pues ahí van mis razones particulares para no ser de izquierda:

 

Mi madre fue adoptada. Recién nacida fue depositada en un convento que había en Ronda, ciudad donde ella nació. Después de la Guerra Civil, cada vez que ella demandaba sus papeles para saber quiénes eran sus padres, le daban la razón de que no sabían nada. Una vez, ya incluso yo casado, se me infló la vena de la mala leche y me fui a Ronda. La Congregación de monjas que en su tiempo tenía el convento es ahora la que regenta un hospital, y allí me dirigí acompañado de mi mujer. Me recibió la Madre Superiora y simplemente me dijo: “El archivo de la Congregación fue quemado por los rojos durante la Guerra”. Las tripas se me revolvieron y me pregunté: “¿Por qué?; ¿por qué se fue a la tumba preguntándose durante ochenta y cinco años quiénes fueron sus padres genéticos y el motivo de su abandono?”.

 

Cuando era yo aprendiz había un oficial que se jactaba de haber quemado muchas iglesias de Ronda, haber fusilado a más de un cura y haber sacado los santos en procesión: los de yesos los tiraban por el Tajo y los de madera los quemaban para hacer fuego para la Intendencia.

 

Cierto día, su hijo sufrió una peritonitis brutal, hasta tal punto que el cirujano, viendo la cantidad de sangre que perdía y la escasa disponibilidad de ese grupo en el hospital, y viendo la imposibilidad de que la operación tuviese éxito, decidió no operarlo. El padre del chaval se dirigió a la iglesia y llevó consigo al párroco al hospital, quien convenció al cirujano para que lo operase. “Yo buscaré donantes de sangre, aunque tenga que visitar uno a uno a todos los habitantes de la ciudad. Si de todas formas va a morir, a ver si usted puede hacer un milagro”. Y lo hizo: el chico se salvó.

 

Desde aquel día, no hubo Rosario de la Aurora, Vía Crucis, Novena a No Sé Quién, o cualquier acto religioso que el “quemaiglesias” no estuviese allí de rodillas y con los brazos en cruz, y si era andando, con su velita en la mano y cantando el “Salve Madre”.

 

Otro motivo son los “camaradas” de CC.OO. y UGT. Un montón de años luchando y bastantes juicios, todos a mi nombre como demandante contra el Ministerio, pero cuando los enlaces consiguieron que los retiraran de talleres y les dieran un despacho, se acabó la lucha. Encima, aguantaron estoicamente que les llamáramos de todo, incluso a sus madres, y eso que las señoras no tenían culpa.

 

Otro de los regalitos de los sindicatos de izquierda fue que los profesionales queríamos poder presentarnos a los exámenes para acceder a la categoría de profesores, cosa que sólo podían hacer los chavales que tenían el título de Maestría (a los que enseñábamos nosotros), título de nueva creación y, por tanto, que carecíamos de él. Como siempre, fui yo quien pidió audiencia con el ministro de Educación, con la idea de que la ley incluyera un apartado que hiciese posible nuestra presentación. No me recibió, lo hizo el secretario del subsecretario (casi el bedel). Y el tío (del PP por más señas) me dijo que me recibía por cortesía y educación, y me enseñó un documento donde los sindicatos habían firmado que para acceder a los exámenes de profesor era necesario estar en la posesión del título de maestría (que se impartía en la escuela donde los profesores éramos nosotros). Ante este documento firmado por los “camaradas” a cambio de no sé qué, me la tuve que envainar y para casa.

 

Tengo más razones para no ser de izquierdas, pero no quiero exponerlas por no hacerme pesado con un mensaje demasiado extenso, pero quiero deciros también que hay otras tantas razones para no ser de derechas. Es muy difícil encontrar políticos decentes, que trabajen por lo que pregonan: por el pueblo, así que, se escoja la opción que se escoja, y mientras no se hagan unas leyes duras contra la corrupción, será muy complicado conseguir políticos honrados. El castigo debe ser superior al daño ocasionado, en la mayoría de los casos económico, porque si no es así, seguirá siendo rentable delinquir y la prueba la tenemos en muchos municipios y a la cabeza de ellos el de Marbella donde han desaparecido miles de millones de euros y las fianzas para salir de la cárcel son ridículas.

 

En otra ocasión daré algunas razones para no ser de derechas.

 

 

 

NO EN MI NOMBRE

NO EN MI NOMBRE

¿Qué pasa con nuestros soldados en Afganistán? ¿Por qué el PSOE no convoca manifestaciones en contra de la guerra? Allí también hay guerra, aunque los guerrilleros tengan menos medios que los irakíes, y de vez en cuando hacen cosas, como derribar helicópteros, para intentar echar a los invasores de su país. Los militares muertos en Afganistán superan en ocho veces a los muertos en Irak. ¿Por qué el Gobierno actual ha triplicado el número de efectivos españoles en ese país? ¿Por qué Zapatero no hace como en Túnez, que pidió a todos los países que se retiraran de Irak?

 

Muchas preguntas con respuesta para tontos útiles: “Esta guerra sí es legal”. ¿Puede ser una guerra legal?

 

Y ahora nos querrán vender la moto del “accidente”. Y no, señores, yo no me lo trago, porque sé cómo son los helicópteros Cougar HT-21, que van provistos de dos motores de turbina con más de 2.000 caballos cada uno, que pueden volar perfectamente con un solo motor, en caso de que uno fallara; que los pilotos, que siempre van dos más un mecánico, son muy expertos.

 

Por eso tampoco me creo que el segundo helicóptero tuviese que hacer un aterrizaje forzoso si no es porque estuviese siendo atacado desde tierra.

 

Y pienso también que ya está bien de “misiones humanitarias” donde mueren nuestros militares: el Ejército no es una ONG.

 

LA MISMA PIEDRA

 

En plena guerra de Israel contra Hezbolá, a nuestro presidente no se le ocurre otra “gracia” que ponerse el cuello el pañuelo palestino (kafiya).

 

A los dos días, y antes que la ONU haga ningún tipo de declaración, se ofrece para enviar mil soldados españoles a la zona del conflicto. Pero lo extraño es que el jefe de la oposición le dé automáticamente su apoyo sin que antes se haya debatido en el Congreso las condiciones de todo en las que se van a encontrar nuestros soldados en el Líbano, sobre todo las de seguridad.

 

¿Cree usted, señor Zapatero, que España es una superpotencia, al igual que Estados Unidos, que debe tener sus tropas en todas partes del mundo?

 

Donde hacían falta los soldados fue en los incendios de Galicia, pero allí llegaron tarde, pocos y con pocos medios.

 

Y, claro, que vayan preparando las medallas para los que regresen en cajas de pino, porque eso lo arregla todo.

 

Por todo esto, ahora soy yo el que grito: “No en mi nombre”.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres